Señores del fuego APTB-MAPFRE es hora de cambiar.

Desde DTM queremos lamentar profundamente los últimos incendios graves producidos en nuestro país y resto del mundo. Deberíamos sacar conclusiones y mejorar muchos aspectos que parecen no progresar nunca.  

En el reciente y fatídico incendio de Moncada en Valencia se produjeron 6 fallecimientos y 17 hospitalizaciones, al parecer el desencadenante del incendio, una regleta eléctrica. Redactando este post, nos llegó igualmente la noticia de hospitalización de una mujer que tuvo que lanzarse desde un segundo piso para escapar de otro incendio en Sevilla capital.  

Como profesionales de este sector siempre hemos evidenciado que las culpas siempre son compartidas, pues toda acción o inacción de los que integramos la cadena de seguridad cuenta. Es en este punto donde señalamos a la Asociación Profesional Técnica de Bomberos (APTB) junto con su binomio y socio Fundación Mapfre, a los que siempre felicitamos cuando corresponde, pero que nunca dejaremos de darles un tirón de orejas cuando como ahora corresponde. 

Desde DTM pedimos públicamente un mayor conocimiento y un cambio de mentalidad de este binomio APTB –Mapfre para que proteja las innovaciones que gracias a la facilitación que aportan pueden convertirse en gran parte de la solución y la evitación de víctimas en los hogares. Que entiendan éstas innovaciones no como un centro de coste sino como una inversión y centro de generación de recursos innovadores. Durante mucho tiempo APTB-Mapfre llevan señalando los problemas y estadísticas que evidencian dónde, cuándo y cómo se produce el incendio, así como la falta de detectores en los hogares. Nos resulta escalofriante que presentada y probada nuestra solución DTM sigan mirando para otro lado o sencillamente continúen señalando a la falta de políticas gubernamentales, que por otra parte deben mejorarse sin duda. 

Señores del fuego APTB y Mapfre si tienen una solución mejor que la que proponemos por favor háganosla saber a todos, juntos avanzaremos más. Si no contribuyan a que las corporaciones tecnológicas se hagan eco de nuestras ventajas, aportaciones y apoyen las innovaciones que persiguen los mismos intereses por los que ustedes trabajan, salvar vidas. 

Innovar es una actividad de riesgo cuyo principal riesgo es no practicarla .

Equipo DTM 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.